Derecho al Olvido (Google ¿hombre bueno o Lobby todopoderoso?)

Google

Derecho al Olvido (Google ¿hombre bueno o Lobby todopoderoso?)

La Sentencia de 13 de mayo de 2014 del Tribunal de Justicia de la Unión Europea TJUE C-131/12

http://curia.europa.eu/juris/document/document.jsf?docid=152065&doclang=ES

está causando más que un simple prurito al todopoderoso, ubicuo e imprescindible Google, no sólo porque la ejecución de la sentencia puede dar lugar a tener que discernir y sopesar entre el derecho de los individuos al olvido o el interés a la información pública y sobre todo -por qué no decirlo-, a los fundamentos básicos y economicistas del negocio de los operadores de la información, aunque que este último aspecto “no sea moneda de cambio”.

Ciertamente, Google está tratando de establecer un criterio objetivo para poder aplicar la sentencia lo antes posible o por lo menos el esfuerzo para definir un criterio común europeo en orden a ello, pero tampoco se le puede escapar a nadie que contra una sentencia de estas características hace falta algo más que “llamar a la puerta y decir que eres el Lobbyto bueno“, obviamente se necesita ejercer un estado de opinión sobre la base para que la ejecución de la sentencia se acomode el fallo a sus necesidades o posteriormente para que los políticos europeos acaben legislando conforme al nuevo estado de necesidad.

Bajo esa posible tesitura, lo cierto es que crear un estado de necesidad nuevo en toda Europa en el corto plazo es ciertamente compllicado hasta para Google, aunque sólo se quedase en romper la tendencia actual de la ciudadanía, pues desde aquella fecha hasta el 1 de septiembre, esto es, en menos de tres meses se han presentado a Google más de 120.000 solicitudes que afectan a 457.000 Urls o enlaces de información, solicitudes formalizadas a través del formulario de prueba:

https://support.google.com/legal/contact/ir_eudpa?product=websearch

con lo que la mejor baza ha sido contratar a unos expertos europeos en Derecho, y bajo la dirección ejecutiva y jurídica de Google, al que han denominado “Consejo Asesor” y a la vez, por cada uno de los países europeos más sensibilizados con el tema o de mayor peso específico, han contado con los servicios de los más renobrados Despachos de Abogados nacionales y todo ello, aderezado con una gran puesta en escena (algo que fácilmente podría ser superfluo si a la postre nos vamos a mover entre juristas y políticos de alto rango) pero, transcendental si lo que se pretende es generar un rápido estado de opinión, por eso se ha hecho público convocando “a bombo y platillo” a la comunicadora de medios por excelencia, la prensa (la que además, en los debates está dando muestras de ser altamente proclibe a anteponer cualquier información -independientemente de la calidad de los datos- a los derechos individuales de las personas físicas).

Ciertamente, entendemos que no siempre será facil discernir y sopesar entre lo que es noticia de interés público y por tanto, queda dentro de la esfera a la información contrastada y veraz con alcance e interés común para la sociedad (obviamente en orden a escribir los reglones de la historia, aunque sean fugaces)  de lo que es superfluo y perteneciente a la esfera del ámbito personal y susceptible de ser utilizado arbitrariamente y causar daños y perjuicios personales. No obstante, al respecto cabe decir que términos generales la ley es lo bastante clara sobre lo que debe estar sometido a la regulación de datos de carácter personal (incluidos los aludidos redireccionamientos o también por ejemplo las imágenes que pertenecen a la esfera de lo personal y que puedan ser captadas por “Google Glass” o “Google Earth”, etc.  y “colgadas en la red” por terceros).

En este último sentido conviene recordar que son un derechos humanos universales el derecho a la libertad y seguridad de las personas (art.3 DUDH), a no ser sometido a tratos degradantes (art.5 DUDH), a injerencias arbitrarias en su vida privada, su familia, su domicilio o correspondencia, ni de ataques a su honra o reputación (art.12 DUDH), etc. y que por lo menos en España cualquier servicio de vigilancia deben ejercerlos compañías de Seguridad privada bajo la tutela de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado y todo lo demás, es susceptible de quedar bajo el paragüas de los totalitarismos sean del color que sean y se llamen como se llamen.

La primera de la audiencias se celebró en Madrid el pasado día 9 de septiembre de 2014, la siguiente fue el día 10 en Roma y las siguientes serán el 25 de septiembre en París, el 30 de septiembre en Varsovia, el 14 de octubre el Berlín, el 16 de octubre en Londres y por último, el 4 de noviembre en la capital Europea, Bruselas.

Para hacer un seguimiento de las audiencias Google ha facilitado este enlace:

https://www.google.com/advisorycouncil/#bio-schnarrenberger

En cuando al Consejo Asesor, está formado por Eric Schmidt, Presidente Ejecutivo de Google; David C. Drummond, Director General de Asuntos Jurídicos y Vicepresidente senior de Desarrollo Corporativo; Luciano Floridi, Profesor de Filosofía de la iNformación y Ética Informacional en la Universidad de Oxford y reconocimiento de cátedra de Excelencia de la Universidad Carlos III de Madrid;  Sylvie Kauffman, Directora de Redacción del periodico Le Monde; Lidia Kolucka-Zuk, Abogada y ha sido Asesora del Primer Ministro polaco; Frank La Rue, Relator Especial de la ONU y especialista en Derechos Humanos; José Luis Piñar, Fundador del Despacho de abogados Piñar Mañas & Asociados, Catedratico de Derecho administrativo, Vicerector de Relaciones Internacionales del CEU San Pablo Madrid, Exdirector de la Agencia Española de Protección de Datos, Exvicepresidente del Grupo Europeo de Autoridades de Protección de Datos, Expresidente de la Red Iberoamericana de Protección de Datos; Sabine Leutheusser-Schnarrenberger, Parlamentaria Alemana, Exministra de Justicia de la RFA, Exparlamentaria del Consejo de Europa; Peggy Valcke, Profesora de la Universidad Católica de Lovaina, del Instituto Universitario Europeo de Florencia y de la Universidad de Tilburg; Jimmy Wales, fundador y Presidente emérito del Consejo de la Fundación Wikimedia relacionada con Wikipedia y fundador de Wikia (en el 2006 la revista TIME le calificó de una de las cien personas más influyentes del mundo).

Otras Referencias:

http://asociacionabdm.hol.es/2014/05/google-habilita-un-formulario-para-reclamar-el-derecho-al-olvido/

El Tribunal de Justicia de la Unión Europea declara nula la Directiva de conservación de datos personales (Post del 9 de abril de 2014)

¿Es necesario estar autorizado para insertar hipervínculos? (Post del 19 de febrero de 2014)