Sin la biblioteca prometida [por Roberto Bécares y Ray Sánchez]

Sin la biblioteca prometida

Interior de la biblioteca del barrio de San Fermín 'levantada' por los vecinos
Interior de la biblioteca del barrio de San Fermín ‘levantada’ por los vecinos. E. M.

Por Roberto Bécares y Ray Sánchez (Madrid)

San Fermín, donde viven cerca de 25.000 vecinos, es uno de los barrios más humildes de Madrid, castigado por la crisis, el desempleo y la falta de protección social y de servicios. Los problemas de este barrio de Usera contrastan con su instalación más ilustre, la Caja Mágica, que costó la friolera de 295 millones de euros y ahora está infrautilizada. Los vecinos la observan de lejos, como una fortaleza inexpugnable.

En San Fermín hay una Caja Mágica, pero la magia pública de los libros no se ha dejado ver por el barrio. Y eso que Alberto Ruiz-Gallardón se comprometió en 2008 a levantar una biblioteca municipal dentro de un programa de reequilibrio entre distritos. «Iba a estar muy bien situada, al lado de la avenida de Andalucía, muy cerca del metro, y podría ser usada por vecinos de Usera y Villaverde», señala Victor Renes, presidente de la asociación vecinal de Usera. «Sin cultura no avanzamos y San Fermín quiere avanzar». Ese era el lema de uno de los dos libros entregados al alcalde de Madrid aquel año en los que quedaron plasmados los dibujos, dedicatorias y peticiones que hicieron los vecinos. Los dos ejemplares serían los dos primeros libros de la biblioteca.

Pero tras rubicarse el acuerdo, llegó la crisis y se frenó el proyecto. «Nos dicen siempre lo mismo, que no hay dinero». Sin embargo, entre las contadas inauguraciones que se ha permitido Ana Botella desde que asumió el bastón de mando de la ciudad, hay dos bibliotecas: la Eugenio Trías de Retiro y la Ana María Matute de Carabanchel. La situación empeora para los ávidos de lectura de San Fermín porque, encerrados entre carreteras, los vecinos deben coger el transporte público para acudir a la biblioteca más cercana, en la calle Rafael Ybarra. «Para llegar allí hay que ponerse de viaje, por eso es mejor ir a la de Puerta de Toledo», dice el portavoz vecinal.

Mientras esperan el maná municipal, siguen usando una biblioteca de un centro de promoción social del barrio que los propios vecinos levantaron y que ahora cumple 20 años con más de 12.000 ejemplares. También empiezan a impacientarse los vecinos de Aluche: su biblioteca municipal, ubicada en un centro cultural, lleva más de un año cerrada por un desprendimiento en el techo, y todavía no hay fecha para su reapertura.

Fuente: El Mundo: Madrid.

 

Un comentario sobre “Sin la biblioteca prometida [por Roberto Bécares y Ray Sánchez]

  1. Pingback: Sin la biblioteca prometida | Boletín de...

A %d blogueros les gusta esto: