Take a book, Return a book

¿Esto es el colmo? No, Estocolmo. Ahí se encuentra en una antigua cabina de teléfono la librería más pequeña del mundo. Concretamente, en un pueblecito cerca de un lago llamado Sigtuna. La idea de esta grandiosa menudez es del bibliotecario Alfonso Ambrossi.

Es tan pequeña como peculiar, más aún cuando no debes preocuparte por cuándo devolver ese ejemplar que ya habías terminado de leer pero que no recuerdas en qué parte de la casa dejaste. Sí, no hay tiempos de devolución en esta cabina sueca, que lamentablemente, ya está en desuso por algún pequeño pero más móvil rival.

Pero también en Calgary (Canadá) nos podemos encontrar unas bibliotecas pequeñas que no rebasan los dos metros cuadrados y que aparentan ser un palomar con una cristalera que nos deja ver las joyas del interior. Y eso, para los amantes de la lectura, es un auténtico reclamo. Ese pequeño palomar se gestiona solo con anónimas personas que toman un libro, se lo llevan, lo leen, y vuelven a dejarlo.

El maravilloso bucle literario parte del modelo que un ciudadano ideó cuando puso un montón de libros en su jardín para que los vecinos los cogiesen. Ellos encantados también de ser partícipes de la idea fueron llenado más espacios con más libros. El lema era “Toma un libro y deja un libro”. Así, con esta cadena de letras nómadas, una tras otra, se formaron más de 75000 bibliotecas libres en algo menos de 100 países alrededor del mundo: las little free libraries! 

Tal fue el impacto de esta iniciativa, que Matt Groening (creador de los Simpson) ha diseñado también modelos de Litlle Library únicos. En 2013, Little Free Library recibe el Premio Innovaciones en Lectura y el Galardón de Alfabetización de la Biblioteca del Congreso de EEUU como verdadero pionero en el fomento de la lectura.

La primera Litlle Free Libray oficial fue en un carril bici en Madison en 2010, y desde ahí, surge de forma imparable un movimiento centrado en el intercambio de libros entre las comunidades y vecindarios de todo el mundo. Pequeñas pero….matonas.